La Terapia Esencial tiene rigor interno.

La Esencia es coherente.

Definimos coherencia como la conexión, relación de una partes con otras…? Nada más lejos de la Terapia Esencial el, en vez de indagar coherentemente por los principios y sus causas, reducirse a un mero vademecum de utilidades terapéuticas.

El rigor interno permite? que sus diversas partes de la misma engranen las unas en la otras? de tal manera que interrelacionen y se apoyen mutuamente.

Entendemos por tal tambien la acotación, esto es, ” la definición correcta y flexible de lo que vale y lo que no? “…de? los límites, contructos? y técnicas utilizados así como la definición? y generación de límites y técnicas. Este rigor interno se transmite a los alumnos: una unidad entre pensar/hacer/sentir…

La Terapia Esencial en lo que se refiere a la formación de Terapeutas Esenciales, tiene un estatuto propio. Una visión particular de la realidad terapeútica, una mayéutica* y una pedagogía. Por ejemplo la Tecnica de la Meditación Socrática? Esencial o Meditación Discursiva Socrática permite coherentizar la tradición escolástica occidental con la disciplina meditativa oriental para crear un nuevo modelo de comunicación fusional.? Se enriquece con la tabla de las 10 modalidades de comunicación integradas.

Esta coherencia entre técnicas y conocimientos se van transmitiendo a los alumnos a través de la citada mayéutica. Cada nueva incorporación teórica o practica se valida, se deja en ” stand by ” el tiempo necesario como para verificar su utilidad y si procede o no ser utilizada. A esto le llamamos rigor de procedimiento. Esto implica la cuidada selección de aportaciones y la apertura constante a las mismas…pero siempre dentro del ámbito pertinente.

Con esto se posiciona como un saber propio evaluable según metodologías propias. Y una metodología de enseñanza adaptada a las necesidades.

*Método socrático de enseñanza basado en el diálogo entre maestro y discípulo con la intención de llegar al conocimiento de la esencia o rasgos universales de las cosas.

Si te gusto esta nota, ayúdanos a compartirla
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Email this to someone
email

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.