Posología

Cómo tomar las flores

Las Esencias Florales

Deben tomarse con entera libertad ya que son libres y para seres libres, no obstante podemos daros algunas indicaciones.

 Indicaciones.( Es bastante texto, pero es complicado aligerarlo, lo mismo se puede hacer con fotos, recuadros, tamaños de letras..)
En regla general: 4 gotas 6 veces al día debajo de la lengua: desayuno, media mañana, comida, media tarde, cena, antes de ir a dormir es una posología muy útil. Se pueden diluir en agua. Para niños ver el apartado ¿quién puede tomarlas?
 En casos muy crónicos la toma de una gota cada hora es excelente ya que fortalece la memoria anímica de la curación.

Si quieres saber más de las Flores de Bach Gotas de Flores: Las Esencias Florales son hijas de la constancia y se debe recordar siempre y en todo caso que su papel curativo pasa a través de la recuperación de la armonía anímica interna entre mente y alma. 


Por lo tanto su efecto no tiene nada que ver con lo esperable a través de un remedio convencional, desde la medicina convencional o alopática. Esto no significa que no sean efectivas, lo son y mucho, pero sus vías de efectividad se distancian mucho; incluso, de la
homeopatía. Las Flores de Bach son abridoras de puertas interiores curativas, generadoras de vías alternativas, a veces mágicas o creativas, de curación.

Basta con ver la descriptiva de sus utilidades para comprenderlo. Por lo tanto tienden a hacer un efecto más potente con aquellos que comprenden y se han formado en estos principios curativos.

Las Esencias Florales carecen, en todo caso y de todas las maneras de efectos secundarios, aunque como ya hemos dicho aumentan su efectividad si son recetadas por un profesional debido a un proceso de resonancia inconsciente.

¿Quién puede tomarlas?

Las flores de bach son indicadas para todas las etapas de la vida: desde la concepción hasta la vejez. La pueden tomar bebés, madres amamantando, niños, adolescentes, adultos, ancianos…
Dan también muy buenos resultados con animales y plantas. 
Somos energía y resonamos al unísono. Las flores de Bach son un diapasón que nos armoniza. Nuestras esencias contienen alcohol. Su venta está prohibida a menores de 18 años.


Por la misma razón no se puede dar una flor de Bach directamente a un niño. Es importante diluirla en agua. En un frasco de 30 ml con gotero añadir 2 gotas de cada esencia elegida y rellenar el frasco con agua mineral ( si se trata de un bebé un agua apta para él). Cambiar el preparado cada semana. Darle 4 gotas de la dilución 6 veces al día:
Debajo de la lengua para los niños ( o adultos que no quieran alcohol) ( les encanta, verás no te va a costar nada) sin tocar el gotero para los bebés: si toman el pecho, basta con mojar el pezón y ellos mismos van a chupar la esencia. O sino jugar a dejar las gotas caer en la boca para que chupen la esencia.

 

No olvides: tu bebé está muy conectado con las personas que le rodean, así que a veces es conveniente que no sea el único en tomar las esencias en la familia..

 

Si quieres que te hagamos un preparado para ti o para tu hijo, escríbenos: